¿Quieres suscribirte a nuestro blog?

Cómo mudarte con tu gato: 15 consejos

Mudarse es una de las experiencias más estresantes que podemos hacer como humanos, pero también lo es para tu amigo felino. 

El territorio y el entorno son muy importantes para los gatos: saber dónde está su territorio, dónde se sienten seguros, qué sonidos y olores pueden percibir, qué otros animales y personas comparten el espacio… Todo eso es vital para ellos. 

Disfrutan jugando en las cajas vacías, pero mudarse a un entorno completamente nuevo es un desafío para ellos y puede hacerles sentir vulnerables e inseguros. 

¿Qué puedes hacer para ayudar a tu amigo peludo a prepararse para la mudanza y adaptarse a su nuevo hogar? ¡Te ayudamos! 

Antes de mudaros… 

1. Ten en cuenta cómo afectará a tu gato 

En cuanto comiences a empaquetar tus cosas, tu gato ya notará los cambios que se avecinan. Si estás arreglando la casa para venderla o moviendo muebles para organizarlos antes de mudarte debes saber que estas situaciones ya pueden generar estrés en tu gato. 

También es posible que vuestra rutina se vea afectada por la mudanza (por ejemplo, como tienes que empaquetarlo todo, es posible que tengas menos tiempo para jugar con él), y si entran y salen de casa personas desconocidas la inquietud de tu gato puede aumentar. 

Si tu gato está contigo durante este proceso, proporciónale una habitación exclusiva como refugio para que pueda estar tranquilo durante el mayor tiempo posible en un lugar sin cambios. 

 

2. La opción de la residencia felina 

Es posible que unos días en una residencia felina sean menos estresantes para tu gato que quedarse en casa, especialmente si están sucediendo muchos cambios a su alrededor y varias personas no dejan de entrar y salir de casa. Antes de acudir a una residencia felina, visita las instalaciones y asegúrate de que las vacunas de tu gato están al día. 

 

3. Ten en cuenta sus recursos 

Si tu gato se va a quedar contigo durante la mudanza, asegúrate de que disponga de todos los recursos que necesita en la habitación que sea su refugio durante el proceso. Estos son: comida, agua, arenero, rascador, cama y sus juguetes favoritos. No dejes sus recursos en las zonas de la casa que ahora sean de paso o con ajetreo porque esto intimidará a tu gato a la hora de usarlos. 

Feliway_ Consejos mudanzas con gatos

4. Crea una atmósfera de calma 

Para confortar a tu gato y crear una atmósfera de calma y seguridad entre todo el ajetreo y el bullicio de la mudanza, conecta FELIWAY Optimum en algún enchufe de su nueva “habitación santuario” para ayudarlo a sentirse más tranquilo. Lo ideal es que esta sea una habitación en la que tu gato ya esté acostumbrado a pasar tiempo. Si no es así, acostúmbralo a que esté en ella durante una semana o dos antes de comenzar con los cambios de la mudanza. 

 

5. La rutina es importante 

Intenta mantener vuestra rutina diaria lo más normalmente posible para tu gato. Eso es que las horas de alimentación y de juego sean las mismas de siempre para que tu gatito no se sienta confundido. Además, tomarte algo de tiempo diario para estar con él ayudará a que se sienta menos estresado.  

Feliway_ Consejos mudanzas con gatos 2

6. Ten el transportín preparado 

El transportín de tu gato también debe estar en su habitación refugio con la puerta abierta, para que tu gato pueda explorarlo y, con suerte, que lo use como lugar de descanso. Dejarlo en la habitación durante unas semanas antes de mudaros le ayudará a considerarlo parte de su territorio para que pueda asociarlo a connotaciones positivas, frotarse contra él y esparcir sus feromonas. De esta manera se sentirá más cómodo dentro cuando sea el momento de llevarlo a vuestro nuevo hogar. Para que el transportín resulte más atractivo para tu gato, ponle algo mullido dentro para que sea más cómodo y añade golosinas de gato para que tu amigo felino también pueda disfrutarlas allí. 

 

El día de la mudanza… 

7. Usa FELIWAY Classic Spray en su transportín 

Utiliza FELIWAY Classic Spray en el transportín el día de la mudanza, para proporcionar un apoyo extra a tu gatito. Deja que pasen 15 minutos entre que rocíes el transportín y tu gato entre en él. ¡Y nunca lo apliques sobre tu gato o cerca de él! Siguiendo estos pasos tu amigo felino se sentirá más tranquilo cuando viajes con él. 

 

8. Dale a tu gato poca cantidad de comida ese día 

Asegúrate de que tu gato no consuma demasiada comida o agua el día de la mudanza. Aliméntale con una pequeña cantidad, un poco antes de salir. Prepara agua para que tu gato pueda beber durante el viaje, así como algunos premios para recompensarle. 

 

9. “¡No molestar!” 

Deja claro que tu gato está en su habitación. Cuando llegue la empresa de mudanzas, coloca un aviso en la puerta para que nadie entre accidentalmente y le moleste. 

Con todo el ruido y la gente pululando por allí, si tu gatito sale de la habitación es posible que huya y se esconda en algún lugar, lo que podría interrumpir tu día de mudanza mientras lo buscas. Cuando necesites empaquetar los enseres de la habitación de tu gato, anímalo a entrar en el transportín para colocarlo en un lugar tranquilo hasta que sea hora de marcharos. 

 

En vuestra nueva casa, ayuda a tu gato a habituarse al nuevo entorno… 

10. Establece una habitación refugio en vuestro nuevo hogar 

Para ayudar a tu gato a familiarizarse en vuestro nuevo hogar lo antes posible sigue un plan similar al de su habitación de antes de la mudanza. Déjale en una estancia tranquila de la casa donde puedas asegurarte de que tenga todo lo que necesita. Primero deja a tu gato y sus cosas en esta habitación. Asegúrate de que tenga todos sus recursos, incluida una zona alta de descanso para que se sienta seguro, como una torre para gatos, estantes o el alféizar de una ventana. Comprueba que las ventanas estén cerradas. De nuevo, cuando todavía haya personas entrando y saliendo de la casa con cajas, coloca un letrero en la puerta para ayudar a tu gato a que permanezca seguro y tranquilo dentro. 

 

11. Proporciónale tranquilidad 

Si tienes acceso a tu nueva casa uno o dos días antes de mudaros, es recomendable que conectes FELIWAY Optimum en la habitación refugio de tu gato para que ya haya feromonas reconfortantes presentes en este espacio cuando llegue tu amigo felino, así podrá sentirse más tranquilo. Es recomendable mantener FELIWAY Optimum enchufado durante al menos un mes mientras tu gato se familiariza con su nuevo entorno. 

Feliway_ Consejos mudanzas con gatos 3

12. Pasa tiempo con tu gato 

Pasa tiempo con tu gato en su habitación mientras se va familiarizando con el nuevo espacio, y sus sonidos y olores. También puedes dejar alguna mantita de su propiedad y alguna pieza de tu ropa en la habitación para proporcionarle familiaridad. Aunque hay mucho que hacer en tu nuevo hogar, intenta establecer una rutina lo antes posible. Esto incluye pasar tiempo con tu gatito. ¡Usa sus juguetes favoritos y disfrutad de una buena sesión de juego juntos! 

 

13. Limpia cualquier signo de habitantes felinos anteriores  

Si había un gato en vuestra nueva casa, limpia a fondo, sobre todo las zonas a la altura de la cabeza del gato donde el anterior pudo haber marcado con sus feromonas faciales. También puedes usar un paño para acariciar a tu gato alrededor de sus mejillas y luego esparcir un poco de su aroma por la casa. 

 

14. Deja listo el resto de la casa 

No solo su habitación, también el resto de la casa debe ser apto para gatos. Desempaqueta la mayor parte de vuestras cosas antes de dejar que tu gato salga de su refugio para explorar otras partes de la casa. 

Deja que salga y explore a su propio ritmo. Es posible que se sienta emocionado por explorar si es un gato confiado, pero un gato más tímido puede necesitar tiempo antes de querer abandonar su espacio seguro. Algunos gatos no exploran toda la casa a la vez, mientras que otros pueden preferir investigar varias habitaciones en una misma “excursión”. 

Asegúrate de que siempre pueda volver a la habitación donde se siente seguro. Con el tiempo, aprenderá dónde quiere pasar el tiempo en su nuevo hogar y podrá ir adaptándose. Para ayudarle, empieza a establecer lugares para colocar su comida, agua, areneros y rascadores. 

 

15. Espera a dejarle salir al exterior 

Para los gatos que pueden salir, es mejor que se sientan seguros y protegidos en su nuevo hogar antes de que salgan al exterior. Espera al menos 2 semanas hasta que esté más situado y tranquilo. Antes de dejarle salir, esparce un poco de su arena usada alrededor de los límites del nuevo jardín. Esto no solo ayuda a que tu gato se sienta más cómodo cuando salga, también permite a los gatos locales saber que hay un nuevo vecino peludo. 

¡Recuerda tener actualizados los datos del microchip de tu gato con vuestra nueva dirección antes de dejarle salir! 

 

¡Disfruta de tu nuevo hogar con tu amigo felino! 

Si sigues estos consejos, ayudarás a tu gatito a adaptarse en poco tiempo. ¡Pronto podréis comenzar a compartir recuerdos felices juntos en vuestro nuevo hogar! 

No olvides asegurarte de actualizar sus nuevos datos en la base de datos de microchips y registrarle en su nueva clínica veterinaria.  

Deja un comentario

¿Quieres suscribirte a nuestro blog?